martes, 13 de julio de 2010

que se revele el pálpito
donde la boca amarga
muerde el papel
que las manos arañen
de forma cruda
la palabra precisa
que la noche
hambrienta
llegue
voraz
y me colme

2 comentarios:

Pablo Hernández M. dijo...

que me trague un segundo y escupa un verso

Verónica Cento dijo...

Eso, Pablo, eso!