jueves, 3 de septiembre de 2009

Recuperar aquello que fuimos
algún día
cada uno en los brazos del otro
sentir nuevamente
el amor enredado en la mirada
en el verbo
de manera feroz
casi como ese corazón
que entre tu cuerpo y mi cuerpo
aún no ha dejado de latir

No hay comentarios: